¿Cómo mantener la casa fresca durante el verano?

Mantener fresca una habitación

Quien dice verano, dice calor. Durante esta temporada seguro que buscas un poco de frescura, por eso en este artículo te dejamos algunos consejos para mantener fresco tu apartamento o casa, incluso durante los días más calurosos del verano. El secreto radica en dos puntos muy importantes: ventilación y aislamiento.

Bloquea los rayos del sol

Ventanas

Para evitar un «efecto sauna» en el interior de tu hogar te recomendamos que mantengas todas las cortinas echadas y las contraventanas bajadas. Especialmente en las habitaciones más expuestas a los rayos del sol. Si no deseas que las habitaciones se queden demasiado a oscuras, puedes optar por cortinas de colores claros que dejarán pasar la luz. De hecho, recomendamos evitar los tejidos oscuros que tienden a absorber el calor.

Al igual que en invierno, aislar adecuadamente las ventanas es fundamental. Impermeabilizarlas u optar por ventanas dobles ayudará a evitar que el calor ingrese en la vivienda… Igual es hora de plantearse invertir en buenos materiales aislantes para mantener el hogar fresco el mayor tiempo posible.

En estos días puedes encontrar películas en cualquier tienda especializada que filtrarán los rayos UV y disminuirán el efecto de calor sin acusar demasiado la claridad. La mayor ventaja es que te permitirán reducir los costes de aire acondicionado y te ofrecerán mayor privacidad.

Aislamiento

Puede parecer trivial, pero un aislamiento adecuado es la clave para mantener el hogar fresco. Las paredes bien aisladas y el techo ayudaran a mantener el calor durante el invierno y mantendrá tu hogar fresco en el verano. Así mismo, es importante aislar bien cualquier entrada que pueda convertirse en una verdadera fuente de calor como puertas y ventanas.

Si usas el aire acondicionado, recuerda cerrar las puertas de las habitaciones que estén desocupadas durante el día. ¡Esto te permitirá mantener frescas las estancias más usadas y reducirá drásticamente los costes de energía al final del mes!

Adapta tu estilo de vida

Ropa de cama

Es hora de cambiar tu ropa de cama. Atrás quedaron las frías noches de invierno, ¡aligera y libérate de mantas, pijamas, colchas…! Además de aportar frescura a la decoración de tu dormitorio, evitaras sentir calor por la noche. Inclínate por materiales como el algodón, que no se pegarán a la piel y la dejarán respirar. Por el lado de las almohadas, recomendamos las elaboradas con trigo sarraceno, que no absorben el calor corporal gracias a su óptima ventilación. Su firmeza también se recomienda para personas con dolor de cuello.

Aparatos electrónicos

Los dispositivos electrónicos tienen un lugar muy importante en nuestra vida diaria, pero en verano pueden ayudar a calentar tu hogar. Por lo tanto, te recomendamos que desenchufe todos los dispositivos que no estés utilizando.

El horno es una de las mayores fuentes de calor, así que elije platos frescos de temporada para evitar hornear, así no recalentarás tu apartamento. Si quieres cocinar carne o verduras, ¡utiliza la parrilla!

¿Sabías que los dispositivos electrónicos se calientan más si se colocan bajo la luz solar directa? Así que trata de colocarlos en esquinas sombreadas para evitar que se sobrecalienten.

Luces

Siempre es más agradable vivir en una casa luminosa, de hecho, una buena iluminación interior tendrá un efecto beneficioso sobre la moral y el buen humor.

Si tu casa tiene buena luz natural, te recomendamos que deje las luces apagadas para evitar un exceso de calor innecesario. Las luminarias más desaconsejadas en verano son las lámparas de tipo halógeno e incandescente. Durante el día, puede dejar las ventanas abiertas las horas de no exposición al sol y utilizar algunos de los accesorios presentados anteriormente para dejar entrar la luz sin calentar el interior de la vivienda.

Si tienes habitaciones oscuras recomendamos el uso de luces LED. De hecho, son ideales para proporcionar una buena iluminación sin calentar la habitación. Además, ¡están muy de moda! Existe toda una gama de muebles con luz LED que aportarán un toque moderno y elegante a tu decoración interior.

Aireación

En verano será fundamental incluir una buena ventilación en tu hogar. Es importante hacer circular el aire durante las horas correctas. La forma más sencilla es cerrar todas las entradas cuando hace calor. Una vez pasado, abrir bien todo: puertas, ventanas, ventanales, etc. Si tu casa tiene ventanas de techo, también hay que considerar abrirlas, ya que permiten una buena ventilación vertical. ¡No olvides colocar cuñas en tus puertas y ventanas para evitar golpes que te pueden sobresaltar!

Truco

Terminaremos este artículo con un truco poco conocido: el sentido antihorario. Nos referimos a la dirección en la que gira un ventilador de techo. Cuando las aspas giran en sentido antihorario, el aire se empuja hacia abajo con mayor facilidad y, por lo tanto, permite una mejor ventilación de la habitación.

Si te gusta, comparte :)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.